sábado, 26 de febrero de 2011

Principio de seduccion

Formas perfectas
lineas esbeltas
caricia de porcelana hueca,
interior oscuro...
Maniquies vestidos
a la moda
caminan sin verse
sin oir, sin tocar.
No hay tiempo...

Solos.

Todos "pertenecen"
intrascendentes.
Fugaces cuerpos
de valor absoluto,
perdidos en el laberinto
deforme hacia el vacio.

F. Navarro

9 comentarios:

Crisobi dijo...

Será apropósito? La mancha del texto que escribiste podría ser un torso, esbelto por cierto. Y sí, coincido que hace falta autenticidad y que se manejen tiempos más lentos y con más profundidad.

Fabiana Navarro dijo...

ja ja ja si es verdad! fue pura intuicion!
Gracias por pasar y comentar!
Un abrazo.

RELTIH dijo...

GUAU! SEDUCES...

Jose_Kunita dijo...

TE FELICITO, BONITA..MUY BUEN POEMA..

DE PASADA TE AVISO Q' EN POCAS HORAS, LLEGA EL DÍA DEL SER MÁS ADORABLE Y EXTRAÑO DEL MUNDO; O SEA TU DÍA, MUJER..
ASÍ Q' ¡¡¡FELIZ DÍA, BELLEZA INEXPLICABLE!!!
BESO :x

Navegante Del Alma dijo...

Lo que voy a decirte no hace referencia al común y torpe chiste: escribis como una muy buena fotógrafa. Al recordar que tenes esa profesión, comprendí mejor alguno de tus versos, son imágenes captadas y puestas ahí.
Me alegra descubrir eso.
Besito.

Jorge Muñoz dijo...

a verse cool y andar al garete; que la vida se acaba; menuda vida, has escrito algo muy cierto

Mirada en Sepia dijo...

Imagenes que no necesitan palabras...palabras que pueden soportar la ausencia de imagenes. Y sin embargo juntas me atrapan. Gracias por compartir tu arte.

Art Lover dijo...

hermosoo!!!

Fabiana Navarro dijo...

A todos, Gracias por la buena energía.
Besos

Diminuta inmensidad

Diminuta inmensidad
Nuestra luz

Vicente Huidobro es uno de los poetas que me inspiran. Aca va algo de su poesia

Vicente Huidobro es uno de los poetas que me inspiran. Aca va algo de su poesia
Silencio...se oye el pulso del mundo como nunca palido. La tierra acaba de alumbrar un arbol

Silencio I

Silencio I
Mis ojos en la gruta de la hipnosis mastican el universo que me atraviesa como un tunel. Un escalofrio de pájaro me sacude los hombros, escalofrio de alas y olas interiores. Escalas de olas y alas de sangre se romper las amarras de las venas y se salta afuera de la carne, Se sale de las puertas de la tierra entre palomas espantadas.